SOBRE MÍ

Soy una amante de la lectura y escritura. Alguien que soñó con escribir su propio libro y que con esfuerzo, noches sin dormir, momentos de parálisis e intentos fallidos, pudo concretarlo y hacerlo real.


Nací el 25 de agosto de 1988, en CABA, Argentina, bajo el signo del zodiaco "VIRGO" (signo que amo). Ese día era de luna llena y del típico frío de invierno. Mis padres hasta ese instante, no sabían qué sexo tendría (ya que no lo quisieron saber antes) y al momento que decidí entrar en este plano terrenal, descubrieron que tendrían una niña. Decidieron ponerme un nombre bíblico y el de una brujita (linda mezcla, ¿no?). En ese instante nacía en mí, un ser que adoraría escuchar, leer e investigar sobre todo lo fantástico, místico e histórico.

Debo admitir, que más allá de mi propio interés por todas las temáticas mencionadas antes, mi familia colaboró mucho en ese despertar de intrigas.

Las historias sobre cosas fantásticas e increíbles eran (y aún lo son) moneda corriente y vienen pasando de generación en generación, mi bisabuela las contaba y mi abuela -hasta hoy en día- lo hace. Podes creerlas o decidir no hacerlo, yo elegí creer y crecer con toda esa imaginación en mi mente.

Siempre amé leer y escribir. De hecho, la escritura y la lectura fueron mi cable a tierra, mi meditación, mi distracción, mi TODO.

Soy la segunda de cinco hermanos (SÍ, UN MONTÓN), de una familia que atravesó la humildad hasta llegar a una clase media decente. Empecé a trabajar a los 14 años, ya que mi familia no tenía ni para comer (recuerdo almuerzos y cenas de mate cocido y pan de pizza hechos por mamá), estaba becada en el colegio, la directora me ayudaba con los libros de estudio y me los regalaba (al igual que las cosas de librería), no realizaba salidas afuera como ir al cine, ir a un patio de comidas o demás, y me vestía siempre con ropa heredada de mi hermano mayor o con ropa que nos regalaban (por eso me burlaban de ser "cachito" cuando más chica, papel que adopté y me creí por mucho tiempo luego de tantas burlas).

Como les contaba, desde los 14 años trabajé y nunca paré de hacerlo. He llegado a tener dos trabajos en simultáneo, durmiendo sólo 3/4 horas por día durante años. Pero por fortuna, hoy puedo decir que crecer de golpe me ayudó a ser quién soy y por supuesto que, gracias al cielo, mi familia mejoró en general con los años y yo me pude independizar.

Luego, en mi adolescencia, con la crisis que nos adolece a esa edad, elegí hacer mi bachillerato de manera equivocada. Pero al egresarme, me juré que no volvería a elegir mal y comencé a estudiar algo más relacionado con mi pasión y así lo hice.

Me recibí como Comunicadora social especializada en Periodismo, luego realicé la mitad de mi carrera de Locución y terminé abandonándola por mi trabajo (algún día la retomaré).

 

Puedo decir afortunadamente que he podido conocer distintas provincias de mi país -Argentina- gracias a los scout (sí, durante más de 20 años fui scout) y gracias a mi trabajo.

He vivido unos meses en el exterior (en Ecuador, lugar precioso, donde viví la experiencia de sentir un terremoto), y he podido también recorrer otros países a modo flash por mi trabajo.

Mi vida siempre fue agitada, complicada y a veces exhaustiva, pero aprendí a no bajar los brazos nunca, a soportar los golpes y a seguir avanzando. Aprendí a amar sin medidas, a adorar a mi familia, a esforzarme por lo que quiero y a que jamás se me caigan los anillos por nada. Soy un "todo terreno" y espero poder seguir siendo así por siempre.

Esta página, está dedicada a la primera edición y publicación de mi primer libro de género fantástico -que se convertirá en trilogía a futuro -. "La Hija de la Luna" es mi primer "bebé" y espero que les guste tanto como me ha gustado a mí escribirlo.


 

¡GRACIAS!

Sabrina López Bó

¡SÍGUEME! 

  • Instagram

© 2019 por Sabrina López Bó.